Las apps móviles impulsan al retail inteligente

Hoy es imprescindible contar con apps que incentiven el dinamismo en las tiendas físicas. Con el desarrollo tecnológico y el crecimiento del comercio electrónico, es natural que muchas personas piensen que las tiendas físicas se volverán obsoletas. Sin embargo, la tendencia es que la inversión en tecnología aumente en los puntos de venta para promover la integración y llegar al llamado retail inteligente, sumando también a las nuevas generaciones.

502

Se calcula que para el 2020 los millennials constituirán más de un tercio de la fuerza de trabajo mundial, por lo que es indiscutible desarrollar e implementar soluciones para los cambios revolucionarios que enfrenta la mayoría de los minoristas a nivel mundial.


Por su lado, la industria del retail necesita responder no solo a las necesidades de los millennials como consumidores sino también a las necesidades de su fuerza de trabajo conformada por esta generación, debido a su fuerte inmersión con la tecnología.


Al tomar en cuenta eso y también que en México al cierre de 2018 se contabilizaron 121.8 millones de líneas móviles, de los cuales 106.7 millones son dispositivos inteligentes o smartphones, se vuelve imprescindible contar con apps que incentiven el dinamismo en tiendas físicas y permitan la integración de la compañía con los equipos de trabajo.
En la práctica, las aplicaciones ayudan a promover la toma de decisiones basadas en datos. A continuación, hablamos de cómo controlar algunos aspectos del retail a partir de aplicaciones móviles:

1.      Ticket promedio
Es posible visualizar cuánto gastan los clientes, en promedio, en cada compra en la tienda. Es posible saber por medio del ticket medio, por ejemplo, si los compradores han llevado los productos más caros o cantidades mayores. Un número bajo aquí es señal de que es necesario adoptar estrategias para optimizar las ventas.

2.      Indicadores comerciales en el punto de venta
Algunas soluciones ayudan a comprobar cómo se comportan las operaciones comerciales de una semana a otra, cómo se desarrollan a lo largo del año, cantidad de devoluciones diarias y mensuales, saber cuáles son tus productos más y menos vendidos, así como la rotación del stock.

3.      Administración de equipos en diferentes niveles
Para la alta dirección se pueden crear reportes a través de procesos automáticos. Asimismo, el gerente de tiendas mejora la comunicación de sus metas y expectativas, y por último, los vendedores obtienen mayor productividad y compromiso.

El comercio minorista inteligente es una tendencia cada vez más real y ya está empezando a ser considerada por empresas en todo el mundo. En cuanto más rápido suceda esta transición, los negocios lograrán diferenciarse de sus competidores, conquistando una cuota mayor del mercado.