SISMO EN CHILE PERTURBÓ EL CANAL DE NAVEGACIÓN

145

A menos de 24 horas de ocurrido el terremoto en Chile, Manzanillo presentó corrientes marinas que perturbaron durante cuatro días el canal de navegación al puerto interior, por lo que el pasado lunes las autoridades portuarias decidieron cerrar 12 horas el puerto debido al riesgo de que algún buque desestabilizara.

Al respecto, el Capitán de Altura José Luis de los Santos, piloto de puerto, explicó que efectivamente a 24 horas del terremoto en Concepción, Chile, se sintieron en Manzanillo los efectos como oleaje en la bahía, pero se agudizaron en el canal de acceso al puerto por ser el área más angosta, y fueron notables las corrientes que entraban y salían del puerto fiscal, con subidas y bajadas de hasta un metro de altura.

Comentó que son fenómenos que ocurren después de cada terremoto, ocasionados por el movimiento del suelo marino, y que para evitar riesgos por inestabilidad al cruzar los buques, las autoridades portuarias cerraron el puerto a la navegación desde la noche del lunes hasta las 06:00 horas de la mañana del martes, cuando desapareció el fenómeno. Añadió que sólo fue precaución, pues no afectó las maniobras ni la actividad portuaria.

“El capitán Jáuregui y yo realizamos maniobras ese día, y sentimos los efectos de la corriente en los buques, mantuvimos precaución, pero no corrimos riesgos”, dijo De Los Santos.

Precisó que fueron estas mismas corrientes, las que en el sismo del 9 de octubre de 1995, aquí en Manzanillo derribaron y hundieron el monumento a Emilio Barragán Villalobos, líder nacional de la CROM, con todo y plataforma, ubicado a un costado del canal, estructura de bronce colocada en 1979, que en ese sismo desapareció en el fondo del canal sin que hasta la fecha sea encontrada.

Mencionó que esos efectos después del terremoto se sintieron en los puertos mexicanos, pero no ocasionaron daños a la actividad portuaria.

Asimismo, el experto dio a conocer que de acuerdo a recientes estadísticas de Capitanía de Puerto, en los movimientos de buques que ya superaban los 22 mil, se tiene un índice de cero accidentes marítimos, lo que define a Manzanillo como un puerto muy seguro y estable, gracias al personal, autoridades y servicios con amplia experiencia.

Cabe destacar que durante varios días después al terremoto en Chile, pescadores y personas que caminaban cerca al canal de acceso, dijeron observar las fuertes corrientes, oleaje y remolinos en dicho canal, además de una notable marea baja, inclusive que dejó una marca del agua que antes estaba en un nivel más alto.