miércoles, julio 24, 2024
InicioDeportesEl origen del blackjack es hispano.

El origen del blackjack es hispano.

El popular juego de naipes denominado blackjack es de todos conocido como uno de los juegos de azar mas habituales en casinos y salones de juego y apuestas. Son muchos los que confian en sitios como NetBet Blackjack para practicarlo.

El popular juego de naipes denominado blackjack es de todos conocido como uno de los juegos de azar más habituales en casinos y salones de juego y apuestas. Son muchos los que confían en sitios como NetBet Blackjack para practicarlo ¿pero acaso saben el origen de tan famoso juego? Durante décadas lo hemos visto representado en todo tipo de películas, libros y series de televisión. Personajes de ficción tan icónicos como James Bond han aparecido en pantalla jugando a este juego. De hecho, una de las habilidades más impresionantes del mítico espía consiste precisamente en no perder nunca al blackjack ¿os habíais fijado alguna vez?

Y aunque no se puede negar que Ian Fleming y otras figuras anglosajonas han contribuido en gran parte a la consolidación del blackjack en la cultura popular universal, no hay que olvidar que su origen, por mucho que sorprenda, no es anglosajón, sino hispano. Los primeros registros en lengua escrita sobre este juego se remontan a principios del siglo XVII, cuando el mismísimo Miguel de Cervantes – autor del Quijote – lo menciona en su novela Rinconete y Cortadillo en 1613. La novela pertenece al género picaresco, un estilo de literatura genuinamente hispano y que ha influenciado las obras de escritores de habla inglesa tan importantes como Charles Dickens o Mark Twain.

En la novela en cuestión se refleja como un pícaro desterrado, se gana la vida de taberna en taberna jugando a un juego de naipes llamado “la veintiuna” cuyo funcionamiento se explica en el siguiente fragmeno:

Tomé de mis alhajas las que pude, y las que me parecieron mas necessarias, y entre ellas saque estos naypes (y a este tiempo descubrio los que se han dicho, que en el cuello traia), con los quales he ganado mi vida por los mesones y ventas que hay desde Madrid aqui, jugando a la veyntiuna; y aunque v. m. los vee tan astrosos y maltratados, vsan de vna marauillosa virtud con quien los entiende, que no alçará, que no quede vn as debaxo. Y si v. m. es versado en este juego, vera quanta ventaja lleva el que sabe que tiene cierto vn as a la primera carta, que le puede seruir de vn punto y de onze, que con esta ventaja, siendo la veyntiuna embidada, el dinero se queda en casa”.

Salvando las dificultades del castellano antiguo, el texto de Cervantes relata claramente las proto-reglas de lo hoy en día llamamos blackjack. Teniendo en cuenta lo costumbrista del género y el realismo con el que Cervantes criticaba de forma satírica a la sociedad de su época, se puede deducir que la veintiuna era un juego extendido por las tabernas españolas peninsulares como mínimo desde principios del siglo XVII, aunque lo más probable es que se viniera jugando desde siglos anteriores.

No obstante, aunque este primer registro de Cervantes habla exclusivamente de las tabernas de la península ibérica, también existen referencias de la veintiuna en obras de otros autores hispanoamericanos del siglo XVII que residían en las entonces colonias del imperio español. Juan del Valle y Caviedes, figura importante de la literatura colonial y precursor de la literatura peruana hace mención del juego de naipes en su romance A una vieja del Cuzco, grande alcahueta y revendedora de dos hijas mestizas como ella le escribió al autor este.

La veintiuna es, desde entonces, un juego al que se hace referencia de manera continuada en toda la literatura hispanoamericana, sin darnos cuenta de que, en realidad, todos esos personajes de novelas picarescas, romances y otros poemas estaban jugando básicamente a una versión primitiva del blackjack, no muy alejada de lo que jugaba James Bond en el Casino de Montecarlo en las novelas de Fleming.

Fueron los franceses los que introdujeron el juego – con su baraja – en Estados Unidos a principios del Siglo XIX, los estadounidenses los que lo empezaron a ofertar en sus casinos y un británico quién lo hizo global a través de sus novelas. Pero no olvidéis que varios siglos atrás el blackjack ya se jugaba desde Sevilla hasta el lugar más recóndito de México o Argentina.

Fuente: Redaccion Mexicoxport.

www.mexicoxport.com

 

spot_img
spot_img
Cortesía de Investing.com

PRÓXIMOS EVENTOS

¡No hay eventos!